LA COCINA COMO TERAPIA
COCINATERAPIA
Portada
ÍNDICE DEL LIBRO DIG
Recetas alfabéticas
NAVIDAD RAPE ALANGOS
Inicio
NOVEDAD LIB DIGITAL
NOVEDADES IMPORTANTE
NAVIDAD 2012
NAVIDAD 2014
HALLOWEEN
Recetas para crisis
Ensaladas/verduras
Recetas populares
Recetas suntuosas
Sopa/gazpacho/cremas
Recetas básicas
Recetas vintage
Rollo de carne
Albóndigas
Pollo en pepitoria
Lengua escarlata
Rollo de bonito
Carne rellena
Patatas rellenas
Ropa vieja cocido
Albóndigas pepitoria
Pechugas Villeroy
Huevos encapotados
Ragú
Merluza a la romana
Empanadillas
Salsas/Guarniciones
Salsa bechamel
Otras cocinas
Cocina francesa
Cocina italiana
Bollería y galletas
Helados
Postres
Confituras
Cocina para regalos
Contacto

 

 

 

Arroz blanco mediterráneo (de la tía Manuela)

 

Esta es una guarnición de arroz blanco con un toque de color que la da al soso, y a veces triste, el color y alegría del mediterráneo; lo hacía una tía de un amiga mía,  a la que todos llamábamos la tía Manuela, y era una valenciana sin pretensiones culinarias que cocinaba divinamente, pero sobre todo sus arroces y rustideras eran difíciles de superar.

 

 

 

 

 

 

Ingredientes:  Esta es la proporción para una cazuela como la de las foto.

 

 una vaso grande de arroz

 

doble cantidad de agua (dos vasos)

 

una tacita de café de aceite de oliva virgen

una cabeza de ajo

una patata

un tomate

un cubito de caldo de carne

 

Una buena rama de perejil

 

media cucharadita de sal

 

 

Elaboración:

 

 

 

1. Se pone todo en crudo. Primero el arroz se extiende en la cazuela y en medio se coloca la cabeza de ajo, que previamente habéis pinchado  con algo afilado (un cuchillo) por todos los lados para que suelte el sabor. 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

2. Reparte el cubito por toda la cazuela:

 

3. Ahora vierte el doble de agua, mejor caliente, y media cucharadita de sal:

4. Agregáis en crudo el aceite virgen:

 

5. Con el agua tendrá esta apariencia.

 

6. A continuación, peleáis un tomate y lo partís en lonchas finas y lo colocáis en la superficie, y lo mismo hacéis con la patata que tiene que estar en lonchas  finísima para que se cuezan en un cuarto de hora, sólo con el vapor del arroz.

 

 

 

 

7. Yo suelo terminar el plato ahora, agregándole una buena rama de perejil que pongo a modo de árbol (hoy sólo lo tengo en trozos) en medio. Pero como tenía unos pimientos ya asados, le he puesto también unas tiritas para adornar. Si queréis un arroz muy sano, no le pongáis el pimiento:

 

 

 

8. Cuando empiece  a hervir, lo tapas y lo pones en el mínimo pero que hierva durante 20 minutos; luego debe reposar tapado otros 10 minutos. 

 

9. Esta es el resultado final. Este arroz combina de maravilla con carne, pollo,  rollo de bonito o un pescado frito. O incluso puede acompañar  a un fiambre.

 

 

 

 

 

Advertencias:

 

Sólo debéis cuidar de que las rodajes de tomate y patata sean muy finas,  casi transparentes, para que se cuezan en el tiempo del arroz y no queden crudas.

 

 

 

BON APPÉTIT AND GOOD LUCK!!!!!!!!

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 
 
Top
COCINATERAPIA | abronte@hotmail.com
UA-30383234-1