LA COCINA COMO TERAPIA
COCINATERAPIA
Portada
ÍNDICE DEL LIBRO DIG
Recetas alfabéticas
NAVIDAD RAPE ALANGOS
Inicio
Mis recetas
NOVEDAD LIB DIGITAL
NOVEDADES IMPORTANTE
NAVIDAD 2012
NAVIDAD 2014
HALLOWEEN
Recetas para crisis
Ensaladas/verduras
Ensalada de Puglia
Repollo/langostino
Judías verdes
Ensalada de judias
Judías/surinni
Judías con melocotón
Ensalada de otoño
Pastel verduras
Alcachofas con jamón
Alcachofas&jamón (2)
C. de espárrago
Esparragos/alcaparra
Ensalada de repollo
Judias verdes
Habas granadinas
Hervido y ensalada
Romanesco & bechamel
Lombarda navideña
Ensaladilla rusa
Flores de alcachofa
R. grelos/langostino
Menestra
Calabacines rellenos
Escalibada
Lasagna de berenjena
E. lechuga y tomate
E. escarola/granadas
Patatas asadas ingle
C. Bruselas/castañas
Bolitas puré patata
Champiñones rellenos
Pastel de puerros
Habitas con jamón
Espárragos&holandesa
Homenaje acelgas (7)
San Jacobo acelgas
Ensalada Coleslaw
Cebolla caramelizada
Ensalada lujosa
Ensalada Waldorf
Alcachofas romana
Alcachofas "giudia"
Recetas populares
Recetas suntuosas
Sopa/gazpacho/cremas
Recetas básicas
Recetas vintage
Otras cocinas
Cocina francesa
C. moruna: pastela
Cocina italiana
Bollería y galletas
Helados
Postres
Confituras
Cocina para regalos
Foro
Contacto

 

 

El clásico hervido

 

 

Mis hijos cuando vuelven a casa y les pregunto qué quieren comer, su contestación esperada es: hervido de judías verdes. Creo que es el marchamo de mi cocina. Sin embargo, a pesar de su aparente simpleza, hacer un judías hervidas o rehogadas tiene sus intríngulis, y lo mismo que comenté con el repollo en ajada, deben respetarse algunos consejos en su preparación.

 

Las judías podéis cortarlos como prefiráis, esto no altera el resultado final; a mí me gusta cortarlas longitudinalmente porque cuecen antes y hacen un caldo mejor. Los tres requisitos, en mi opinión, son: echarlas en poca agua, siempre hirviendo y con dos cubitos, y cocerlas  a fuego fuerte si puede ser destapadas; retirarlas en el momento en que las notéis todavía crujientes; inmediatamente escurrirlas bien y si las volvéis a colocar en la cacerola vacía pero caliente, se terminarán de secarse. Yo hago así todos los hervidos, siempre acompañados de zanahorias y algunas veces de una cebolla a cascos, un ajo y una hoja de laurel.  Se me olvidaba, el caldo de cocerlas, hace estupendos risottos. 

 

Este ensalada caliente se puede presentar como guarnición a cualquier plato, por ejemplo, acompañarían de maravilla al bacalao con nata o  a cualquier carne, desde un buen roastbeef a un solomillo de ternera;  o rehogadas y servidas como primer plato (unos huevos cocidos siempre le van bien). 

 

Sin más preámbulos, me pongo a ello.

 

 

Ingredientes: 

 

 

 

la cantidad de judías es opcional, aquí hay medio kilo


4 zanahorias


3 patatas


1 cubito


media tacita de aceite para rehogar


opcional: diente de ajo, media cebolla; y huevos cocidos si van a ser plato único

 

 

1. Partís las judías como queráis, siempre quitando los hilos si los hubiera, hoy afortunadamente se pueden comprar sin hilos.  Ponéis una cacerola con agua y con un cubito y cuando esté hirviendo echáis todo: las patatas cortadas a cascos, o en la forma de vuestros cachelos favoritos, y si os gusta el ajo y un poco de cebolla. Cocerán a fuego fuerte no más de 20 minutos, las escurrís bien y ya podéis servirlas. Si tenéis que esperar, las devolvéis a la cacerola caliente, las tapáis y sin nada de líquido  incluso podéis calentarlas a fuego muy bajo.

 

 

 

 

 

2. Éste es el hervido, que es suele tomar con aceite y vinagre, o una mayonesa.

 

 

 

  

3. Si queréis rehogarlas, hacéis un sofrito de ajos (e incluso un poquito de cebolla) y lo vertéis por encima y lo movéis agitando la misma cacerola. Como veis este sólo tiene ajo, yo suelo echarle más ajos, pero a muchas personas el ajo no les gusta.

 

 

 

 

 

 

4. Ahora ya está preparado para servir: con sus ajitos dorados y su estupenda pinta a comida sana y casera. Esto es el plato de mi casa, el plato por mis hijos recordarán como único, no porque sea el mejor sino porque irá siempre asociado a montones de evocaciones familiares.

  

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

BON APPÉTIT AND GOOD LUCK!!!!!!!!

 

 

 

 

 

 

 

 

 


 

 

 

Top
COCINATERAPIA | abronte@hotmail.com
UA-30383234-1