LA COCINA COMO TERAPIA
COCINATERAPIA
Portada
ÍNDICE DEL LIBRO DIG
Recetas alfabéticas
NAVIDAD RAPE ALANGOS
Inicio
NOVEDAD LIB DIGITAL
NOVEDADES IMPORTANTE
NAVIDAD 2012
NAVIDAD 2014
HALLOWEEN
Recetas para crisis
Ensaladas/verduras
Ensalada de Puglia
Repollo/langostino
Judías verdes
Ensalada de judias
Judías/surinni
Judías con melocotón
Ensalada de otoño
Pastel verduras
Alcachofas con jamón
Alcachofas&jamón (2)
C. de espárrago
Esparragos/alcaparra
Ensalada de repollo
Judias verdes
Habas granadinas
Hervido y ensalada
Romanesco & bechamel
Lombarda navideña
Ensaladilla rusa
Flores de alcachofa
R. grelos/langostino
Menestra
Calabacines rellenos
Escalibada
Lasagna de berenjena
E. lechuga y tomate
E. escarola/granadas
Patatas asadas ingle
C. Bruselas/castañas
Bolitas puré patata
Champiñones rellenos
Pastel de puerros
Habitas con jamón
Espárragos&holandesa
Homenaje acelgas (7)
San Jacobo acelgas
Ensalada Coleslaw
Cebolla caramelizada
Ensalada lujosa
Ensalada Waldorf
Alcachofas romana
Alcachofas "giudia"
Recetas populares
Recetas suntuosas
Sopa/gazpacho/cremas
Recetas básicas
Recetas vintage
Otras cocinas
Cocina francesa
Cocina italiana
Bollería y galletas
Helados
Postres
Confituras
Cocina para regalos
Contacto

 

 

 

Lombarda navideña  

 

 


La lombarda es originaria de los países mediterráneos y parece que ya fue cultivada por los egipcios dos milenios antes de Cristo. Esta verdura destaca no sólo por sus excelentes nutrientes (vitamina C y ácido fólico ), sino porque aporta  la cianidina, un componente con efectos antiinflamatorios, que es la causa de su precioso color morado; en la Alta Edad Media se  considerada como el médico de los pobres, incluso utilizándose para hacer cataplasmas.

 

 

La lombarda es la hortaliza navideña por excelencia y, en décadas menos pudientes, inauguraba las cenas de Nochebuena, como uno de los entrantes típicos de la Navidad madrileña, conociéndose en el argot castizo como "el pavo de la huerta", pero ciertamente se puede comer cualquier día del año porque es un plato sano y  muy sabroso.

 

Su receta más emblemática, aunque con algunas variantes, tiene una historia muy curiosa que cuenta Manolo Méndez en su blog y dice así: "La lombarda tuvo su origen en París el 30 de noviembre de 1722, día en el cual tenían lugar los funerales de Carlota de Baviera, duquesa de Orleáns. Esta gran dama se caracterizaba por un gran sentido del humor y una acentuada afición a la cocina. Ésta encargó a sus lacayos que a los asistentes a sus funerales entregaran un pergamino a modo de legado en el que decía textualmente: 'No puedo ofrecer servicio más brillante a mis nobles amigos que legarles mi famosa manera de acomodar la col lombarda: haced cocer una lombarda de tamaño medio en cuatro pintas (más o menos un litro) de caldo con dos mitades de manzana reineta, una cebolla picada con un clavo de olor y dos buenos vasos de vino tinto. Espolvorear ligeramente con especias y dejar estofar. Firmado: Carlota de Baviera'. Y así fue o pudo ser como esta receta viajó hasta Madrid, y cobró la tradición popular en la mesa madrileña”. 

 

 

Ingredientes:

 

 

 

 

 

1 lombarda tersa y dura, de más o menos un kilo y cuarto

4 manzanas reinetas o golden

100 ml. de vino

100 ml. de vinagre de manzana

(podéis sustituir el vinagre por 200 ml. de vino blanco)

2 cebollas moradas

1 cucharada de azúcar moreno

un chorro de aceite virgen, como cuarto vaso

 

un puñado de piñones y pasas (como 50 gr. de lo primero y 100 gr. de lo último); estos pueden sustituirse por almendras, orejones o ciruelas, o poner la mezcla que más os guste.

 

 

No lleva nada de agua

 

Elaboración: 

 

1. Escogéis una lombarda bien tersa y dura, la cortáis en trozos no grandes,  la laváis bien, y la dejáis escurrir:

 

 

 

 

 

 

 

 

2. Esta receta es de las que conocemos como "tres en día"; es decir, todo se hace de una tacada: los ingredientes se van colocando en capas y además en una olla express, por tanto no puede ser más fácil y rápida. Empezáis por echar un chorrito de aceite en la olla, y empezamos con la primera capa que será de lombarda:

 

 


 

 

 

 

 

 


 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

2. A continuación las manzanas y la cebolla roja, también partidas en rodajes más bien delgadas, y lo saláis un poquito 


 

 

 

3. Y volvemos  a empezar con otra capa de lo mismo, echando después de esta segnda tanda  la sal y  finalmente el vino y el vinagre, la sal o un cubito, y una cucharada de azúcar moreno; por supuesto, unas bayas  de pimienta de colores no le va nada mal. Se meolvidaba, ahora también vertéis un chorro de aceite.

 


 

 





 

 

 

4. Por último, completamos la parte superior con los piñones y las pasas. Cerramos la olla y cuando están las arandelas fuera la apagamos y no la abrimos hasta que vuelven a su sitio inicial:


 



5. La abrimos  y sin llevar nada de agua, nos encontramos con que la verdura y los otros ingredientes han soltado bastante líquido para la cocción. Todo se habrá aglutinado y ya no se distinguirá que había en cada capa:



 


6. Esta será la presentación de esta sabrosísima y bonita verdura navideña:

 

 

 


 



Crema de lombarda:



Como nos ha quedado bastante lombarda, voy a a hacer una sabrosa crema para cualquier noche de estos días festivos:

 

 

 

 


Cogeré tres cucharones de esta lombarda ya preparada, les añadiré la verdura que tenga sobrante en la nevera (podéis utilizar cualquier resto de verdura que tengáis porque el sabor de la lombarda aromatizará cualquier posible combinación). 


un trozo de apio
un puerro

dos zanahorías

medio nabo


En la misma olla a presión, echáis todo, añadís dos o tres  vasos de agua, un cubito  y  a cocer. Luego, pasáis el brazo de la minipimer y ontendréis esta maravillosa crema,  adornado con una cucharadita de nata que tenía montada (no olvidemos que estamos en Navidad y se permite todo).

 

 

 

 

 

 

BON APPÉTIT AND GOOD LUCK!!!!!!!!!

 

 

 

 

 

 

 

Top
COCINATERAPIA | abronte@hotmail.com
UA-30383234-1