LA COCINA COMO TERAPIA
COCINATERAPIA
INFORMACIÓN NUEVA
Recetas alfabéticas
Inicio
Mis recetas
Recetas para crisis
Croquetas
Croquetas de todo
El bacalo
Sobrantes del cocido
Cerdo agridulce
Ensaladas/verduras
Recetas populares
Recetas suntuosas
Sopa/gazpacho/cremas
Recetas básicas
Recetas vintage
Otras cocinas
Cocina francesa
C. moruna: pastela
Cocina italiana
Bollería y galletas
Helados
Postres
Confituras
Cocina para regalos
Foro
Contacto

 

 

Spaghetti a la salsa vizcaína (una receta de crisis)

 

 

Tengo por costumbre reciclar todo lo reciclable, y una manera muy útil, además de las socorridas croquetas, es aprovechar las sobras combinándolas con diferentes tipos de pasta; pero en muchas ocasiones, no las pongo en la web porque las hago de improviso para salir del paso; luego resultan platos estupendos y me arrepiento de no haberlos subido. Esto me acaba de pasar con la salsa vizcaína que he preparado para el bacalao, y de la que me sobró una media taza. Como ahora sólo estamos dos, decidí añadirle unas migas de bacalao, que son muy socorridas (las tengo siempre a mano, congeladas o secas), y echárselas  a la salsa con un puñado de judías, dos zanahorias y unos guisantes para cocerlas en la propia salsa durante un cuarto de hora; finalmente, cocí unos spaghettis y los aderecé con las sobras, que una amiga llama "los plato de ya te vi" (o para ser más fina Dèjá vú) que estaban irreconocibles; y disfrutamos de una deliciosos pasta italiana. 

 

 

  

 

 

Ingredientes: 

 

Si tenéis la filosofía de aprovechar y preparar otros platos con las sobras, pronto se os ocurrirán montones de fórmulas para reciclar. Por ejemplo, en esta receta la verdura que le añadís es para aumentar la salsa, y puede ser cualquiera que tengías en la nevera (pimientos, calabacín, berenjenas, acelgas, etc.); las migas del bacalao se pueden sustituir por carne (de cocido,  de un guiso sobrante, un cuarto de carne picado, pollo, etc.) o por un pescado (bonito en lata, mejillones, caballa, o incluso sardinas). Todo es aceptable porque la media taza de la salsa vizcaína hará milagros.

 

 

 

 

 

 

 

 

 Elaboración: 

 

1. A las sobras de la salsa vizcaína le añadimos un puñado de judías verdes, dos zanahorias, y unos guisantes (en las cantidades que queráis) y  una taza de caldo de pescado, o un cubito. Una vez que esté 10 minutos hirviendo le añadís las migas de bacalao y lo dejáis cocer otros 5 a 8 minutos:

 

 

 

 

2. Cocéis los spaghettis el tiempo que tengáis costumbre porque cada persona tiene sus preferencias en cuanto a lo al dente o blandos que os gusten. Por último, no os olvidéis del queso rallado: y ahí tenéis un estupendo plato de pasta.

  

 

 

 

 

 

 

Top
COCINATERAPIA | abronte@hotmail.com
UA-30383234-1